“La pasión por los coches y el espíritu jocoso son el motor para fabricar pequeñas joyas y regalar grandes emociones a todos los niños a diario”.

Donato De Carlo

Una historia a base de pasión e innovación italiana.

La empresa Sela Group de Emilia Romaña es líder mundial en la fabricación de coches de batería para niños y jóvenes. Encontramos sus baby car y sus bumper boats en parques de atracciones, estructuras turísticas y en los centros de ocio familiar de todo el mundo. 
Sela Cars fue fundada el 18 de enero de 1972 por dos jóvenes primos, Gerardo y Donato De Carlo. Con tenacidad y un espíritu empresarial, decidieron adentrarse en un sector innovador y todavía sin explorar en aquellos años, el de los coches de batería para niños. 
El pequeño taller artesano resultó ser inmediatamente una fábrica de ideas. Gerardo y Donato se encargaban de desarrollar los proyectos de los coches para regalar grandes emociones a los niños. 
La búsqueda de la perfección y la innovación en el diseño eran una constante: los primos gestionaban ellos mismos el proyecto, la fase de fabricación y la comercialización en el territorio nacional. La empresa iba creciendo año tras año y sumando empleados y colaboradores. 
En una década, Sela Group consolidó su red de distribución, adoptó tecnologías cada vez más avanzadas para el control de calidad y para la seguridad de sus “pequeños pilotos”. Posteriormente, potenció la red comercial con su apertura al mercado extranjero: el taller se convirtió en una estructura industrial internacional. 
Aproximadamente a mediados de la década de los ochenta, arrancó también con la fabricación de bumper boats, una atracción convertida en otra de sus bazas, que conjuga la diversión de los coches de choque con la del elemento acuático.  
Con el paso de los años, la red comercial se potenció enormemente y la empresa se abrió a los mercados extranjeros: lo que era, en un principio, un taller, en la actualidad, es una estructura industrial internacional.

Un arte que se transmite
de generación en generación.

Fulvio De Carlo junto a su padre Donato.
Martina montada en un coche flamante modelo Daytona y Mattia en un modelo histórico de Fórmula 1 del año 1980. 

Cuando habían transcurrido menos de veinte años de su fundación, Sela Cars ya lideraba el mercado italiano y enseñaba lo que eran los coches de batería en Europa. El sueño de los dos jóvenes primos, Gerardo y Donato, se había hecho realidad, y la dedicación total de ambos al trabajo acabó por conquistar a toda la familia. La década de los noventa marcó la entrada de la segunda generación De Carlo en Sela Cars: la vivacidad de los jóvenes acompañó a la empresa hasta el nuevo milenio, imprimiendo el estímulo para renovar e innovar, integrando la artesanía con las nuevas tecnologías. 

Actualmente, Sela Group ha consolidado su liderazgo en Europa y ha conquistado el mercado mundial, exportando sus coches y sus bumper boats a todos los continentes.

Fulvio De Carlo, al mando con orgullo de la empresa de su padre Donato, lleva adelante el arte de los baby car y de los bumper boats, marcando para Sela Group objetivos cada vez más ambiciosos. Innovación y temática, proyectos a medida y asistencia posventa se han convertido en los caballos de batalla, que permiten a la empresa sobresalir en los mercados internacionales, en una síntesis perfecta entre tradición y futuro. 

Suscríbete a nuestra newsletter
Mantente informado con las últimas noticias y nuevos modelos.

©2023. Sela Group. Tutti i diritti riservati.

Progetto e design